Malinalli… alias “La Malinche”

Su nombre era Malinalli que significaba “Hierba para hacer cordeles”

La Malinche fue la mujer indígena que acompañó a Hernán Cortés, como su mano derecha y traductora.

 

Lo que no se sabe igualmente de primera mano y que hay que desmenuzar es que:

• Que fue una niña esclava “robada” de su casa, vendida y después regalada
• Que le fue entregada a Cortés como botín de guerra
• Para ser sirvienta y concubina (objeto sexual)
Que los españoles se servían de las mujeres mexicanas para cubrir sus necesidades: domésticas y sexuales; así de burdo y cierto–
• Que la obligaron a ser cristiana y sin opción a bautizarse para que después Cortés se la regalara a uno de sus capitanes (Juan Xaramillo de Salvatierra)
• Y que ella era una más de 20 que eran así…

FUENTE: “Malinche ¿traidora, víctima o qué más?” Elisa Queijeiro, Maestra humanista en Por MarthaDebayle
web-malintzin
Malintzin
Una mujer indígena en la Conquista de México
Autor: Camilla Townsend

huipil_malinche

FRAGMENTOS DEL LIBRO “LOS CONQUISTADORES NO IBAN SOLOS” …

“…Una tropa que llegó de otra aldea donde Hernando los había dejado a custodiarla después de apaciguar a un pueblo por el oeste de Villa Rica, se unió al festejo. El oficial a cargo resultó ser un Portocarrero, tío del Capitán Diego de Rodríguez y le regaló a Hernando una mujer muy hermosa para que se ayudara. Dijo que era inteligente y rápidamente aprendía el castellano, que seguramente le sería de utilidad para buscar aliados. Él la observó y al instante le gustó, desde esa noche se la llevó a dormir a su tienda, su nombre era Malinalli que significaba “Hierba para hacer cordeles”.

Ahora que el Tecutli estaba muerto, Hernando reunió otra vez a los indios del lugar, sea como haya sido, no podía ignorar el hecho que seguían siendo pocos y someter a los indios aztecas de Moctezuma no sería fácil. Éstos indios no eran como los de San Cristóbal o Santiago, eran guerreros sanguinarios acostumbrados a la pelea. Tenía que recuperar la confianza de estos indios que tenía y conseguir más ayuda. Por buena suerte suya, los indios odiaban a los aztecas, pues cada año eran atacados y robaban sus mujeres y sus hijos para ofrecerlos en sacrificio a sus dioses. Nunca les habían hecho nada porque eran muy poderosos y nadie de los alrededores se había animado a rebelarse, so pena de ser exterminados en un santiamén. Con ayuda de su nueva intérprete, los llamó a la guerra en contra de los aztecas, a quitarse el yugo y librarse por fin de ellos. El nuevo Señor de Cempoala le hizo por señal de paz, un ofrecimiento de indios para que llenara sus ejércitos y las indias les colgaron guirnaldas rojas, luego le dijo al nuevo jefe que mandara aviso a todas las demás tribus para que también se unieran y él excitado por este afán de acabar con los aztecas, hizo lo que le pidió.

Como Hernando había mandado un soldado para que llevara las buenas noticias de lo que pasó con Pánfilo a los que se quedaron con Moctezuma, se le hizo raro que estuviera de vuelta tan pronto, días después de su partida y tan maltrecho, casi sin aliento, lo llevaron ante él.

Señor… mi señor… — Decía con dificultad — Los indios se revelaron… quemaron los barcos que estábamos armando en el lago, quemaron nuestras municiones, muchos de los nuestros ya perecieron… yo escapé de milagro… Le manda decir Don Pedro de Alvarado que corra en su auxilio… que no tarde su merced porque los podría encontrar a todos muertos… — Hernando se quedó frio, era un revés que no esperaba. Rápidamente mandó alistar al ejército y ordeno que se quedaran cien hombres cuidando la costa. Mandó a otros por la sierra a que buscara el resto de las tribus, sobre todo a los de Tlaxcalla, que habían aceptado unírseles y salieron esperando encontrar algún soldado vivo en la Ciudad de los Dioses, esperando que sus amigos hayan logrado salvarse. Ahí dejaron a los prisioneros, a cargo de un grupo de guardias y de las dos mujeres que les daban de comer…”

Capítulo 33 “Motín” Páginas: 263,264 en Los Conquistadores no iban solos.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s